El tiempo - Tutiempo.net

Publicación: 24/04/2020

LA POLÍTICA MATANCERA EN TIEMPOS DE PANDEMIA

Por Santiago Tuliàn. Charlamos con un referente del radicalismo matancero que nos dio sus sensaciones sobre si el municipio se encuentra preparado o no para afrontar la pandemia. Además, dialogamos sobre la actualidad del radicalismo de La Matanza y su vínculo con el oficialismo en estos difíciles momentos.

 

Gustavo Barresi es abogado e histórico militante de la Unión Cívica Radical de La Matanza.

Dio sus primeros pasos en la histórica Franja Morada y luego se fue acercando a la Unión Cívica Radical. Señala que en esa decisión tuvo mucho que ver la figura de Raúl Alfonsín, ya que fue el ex presidente quien iluminó su camino y lo motivó a militar en el partido.
Barresi se define a sí mismo con un “radical krausista y reformista” que brega por una política humanista, cuya finalidad sea la libertad, igualdad y fraternidad de los pueblos.

Hoy en día es la cabeza del grupo Convicción y Lucha, cuya sede está en Ramos Mejía en la Calle San Martín 314, y además integra la conducción de La Unión Cívica Radical de La Matanza en su carácter de “Secretario de prensa del Comité de distrito”.
Barresi, al igual que la mayoría, está preocupado por la situación de emergencia en la que se encuentra el mundo y particularmente la Argentina. No le escapa a la actualidad y presta mucha atención al cuidado que le tiene el presidente de la nación y el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires al Conurbano.

Su larga militancia en el distrito lo convierten en una voz interesante para dar respuesta a estas preocupaciones y fue ese uno de los motivos por los cuales decidimos consultarlo.

Al iniciar la entrevista le consultamos sobre la situación del sistema de salud del municipio de La Matanza, algo que preocupa a muchos matanceros.

• Barresi prefiere tomarse un momento y repasar la historia de la salud publica en La Matanza antes de dar una respuesta certera. En ese sentido sostiene que “la Unión Cívica Radical viene denunciando hace mucho tiempo la falta de inversión sobre la salud pública”, puntualizando en la falta de insumos, profesionales y la carencia en la infraestructura en general. Entiende que “la salud y el medioambiente van de la mano” y que la pandemia “desnudó” la realidad en la que se encuentra el municipio. Expresó que la política no se reduce únicamente a la crítica sino que hay que acompañarla con propuestas. En esa línea argumentativa, señala que desde el año 2017 el grupo que él preside viene presentado una propuesta de salud que apunta a cubrir “las necesidades de aquellos vecinos que no cuentan con un sistema sanitario y ven sus necesidades básicas descubiertas”. La propuesta se nutre de dos ejes centrales: cobertura universal de salud y médicos de cabecera para aquellos vecinos carentes de obra social (un proyecto similar al que se implementó en la Capital Federal a fines de los años noventa y con vigencia en la actualidad). Nos explica que el proyecto es consistente con la realidad que viven muchos vecinos de La Matanza, a los cuales con su grupo asisten en diversas recorridas contando con la ayuda de un pediatra. Agrega que en reiteradas oportunidades solicitaron por la inclusión del SAME en el distrito pero que nunca obtuvieron respuestas.

Es muy crítico de la política de salud del municipio. Se muestra preocupado por los Hospitales que todavía no han sido finalizados, individualizando a los que se encuentran en Laferrere (el Hospital Néstor Kirchner) y en Rafael Castillo (el hospital René Favaloro). Expresa que como consecuencia de ello “La Matanza no tiene más de 600 camas de terapia intensiva”. Es contundente al expresar que tanto el municipio como la Provincia de Buenos Aires “no están preparados” para enfrentar la pandemia.

Siguiendo el hilo de la conversación, le preguntamos sobre la posibilidad de que el virus penetre el Conurbano y si creía que el presidente tuvo en cuenta esa hipótesis al momento de prolongar la cuarentena:

• Opta por replicar las palabras del Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, quien habría dicho que podría ser muy preocupante la situación en caso de que el virus entre en el Conurbano profundo. No se explaya mucho en ese sentido pero mantiene su postura crítica y apunta hacia Fernando Espinoza, a quien lo acusa de “querer hacer en estas semanas lo que no hicieron en 36 años”. Expresa su deseo de que la curva de contagios no se dispare pero no lo ve factible en el municipio. Introduce el concepto de la división del Partido de La Matanza y argumenta diciendo que “ahora se va a ver reflejada esa división de hecho entre la gente que vive en el primer cordón, la que vive en el segundo y la que vive en el tercero”, siendo, según él, los últimos dos los que tienen más riesgos de ser perjudicados ya que en estos lugares la condición de vida es muy precaria. Nuevamente Barresi recae contra el oficialismo al decir que quienes vienen gobernando deberían haber gestionado de una manera diferente para evitar llegar a la situación en la que se deban realizar “aislamientos comunitarios al no estar dadas las condiciones para que la gente se quede en sus hogares”. Es realmente muy crítico del sesgo político del oficialismo. Como se puede apreciar, su discurso apunta directamente hacia el Partido Justicialista. Repite en varias oportunidades que la situación de desidia y abandono tiene “un gran responsable que es el justicialismo”. Es irónico al afirmar que “la justicia social es una palabra muy bonita” pero no hay que decirla sino llevarla a la práctica. Nos dice que de ser como dice el oficialismo “se debería respirar justicia social, ya que hace 36 años que gobiernan La Matanza, pero no es así”.

• Luego de sus tajantes definiciones, decidimos preguntarle si alguien del oficialismo se acercó a él o a la oposición para pedir colaboración, una conducta llevada a cabo por el presidente de la nación:

“No se ha reflejado la misma política que se ha implementado a nivel nacional con la que se aplicó en la Provincia de Buenos Aires y con el municipio de La Matanza”, nos responde. Subraya la figura del Presidente en el manejo de la pandemia al decir que “Alberto Fernández ha interpretado que es un momento difícil y que la única herramienta que tenemos como prevención es la cuarentena, quedarnos en nuestras casas y que la gente use barbijo”, y sostiene que para implementar dichas medidas el Presidente “utilizó a todo el espectro político”. Según nuestro entrevistado el consenso que obtuvo el presidente fue unánime “incluso en la propia interna del Frente de Todos”, dejando entrever que habría diferencias entre los distintos sectores del Oficialismo. Su forma de hablar es suave, cálida, pero el contenido de sus palabras es áspero. Sigue con su discurso y lo orienta para dar una respuesta certera a la pregunta que le fue hecha. Replica la falta de continuidad de la política nacional y marca que en la Provincia de Buenos Aires el manejo “es muy cerrado”, y da el ejemplo de un diputado provincial de la UCR, Diego Rovella, quien habría presentado hace unas semanas unos pedidos de informe a la Secretaria de Salud del Ministerio de Salud de la Provincia para saber cómo se encuentra preparada la provincia en términos sanitarios (Situación de los Hospitales, elementos con los que se cuentan, test de COVID-19, entre otros) para enfrentar a la pandemia, y que todavía no habría obtenido respuesta alguna. Vuelve a señalar que la política ejecutada por Axel Kiciloff en la Provincia es la misma que lleva a cabo Fernando Espinoza en La Matanza, alegando que el intendente “se negó a escuchar a la oposición”, la cual se habría puesto a disposición para ayudarlo a enfrentar la pandemia en el municipio de la mejor manera. Finaliza su respuesta pidiéndole al intendente que revea su actitud.

• Ante la persistencia de la temática decidimos salir un poco del tópico que estábamos tratando para preguntarle sobre la actualidad de la Unión Cívica Radical de La Matanza:

Antes de ahondar en la interna partidaria se explaya sobre una propuesta que le habían realizado a la alianza “Cambiemos” hace unos años sobre “contingencias climáticas” a raíz de fenómenos climatológicos que sacudieron varias localidades del partido de La Matanza. Nos expresa que la propuesta consiste en la creación de “establecimientos que contengan a las víctimas de, por ejemplo, inundaciones y demás contingencias climáticas” para evitar aglomerar a la gente en “colegios o jardines” una vez sucedida la catástrofe. Manifiesta que si hubieran elevado la propuesta al municipio quizá la hubiesen acogido y se estaría mejor preparado para la pandemia. En esa línea cierra diciendo que la mayor responsabilidad del deterioro del municipio es del oficialismo “por contar con los recursos” pero que la oposición también se tiene que hacer cargo ya que “cuenta con 5 concejales” que no se habrían “puesto al frente del reclamo”. Asimismo sostiene que si bien el radicalismo cuenta con un concejal, no se ve claro un objetivo común, y en ese punto el internismo y los vaivenes son el fiel reflejo de ello. Reconoce haber tenido algún contacto con referentes del radicalismo a través de la plataforma “zoom” pero no han profundizado el dialogo. Sostiene que muchos dirigentes son prudentes y optan por el silencio ante el miedo de criticar y quedar catalogados de forma negativa. Según Baressi criticar es “desnudar” las falencias del municipio y no muchos se atreven a ello. Se muestra crítico de la gestión partidaria anterior al decir que en los últimos dos años hubo “inacción” por parte del radicalismo y que se encuentran recuperándose del deterioro que produjo la última presidente del Distrito, Josefina Mendoza, quien fue destituida el año pasado en un plenario al elegir arbitrariamente al candidato a integrar la lista de concejales de las elecciones pasadas.

• Le damos espacio para opinar algo más previo a finalizar la entrevista, a lo que responde:

“Simplemente acotar que este año íbamos a tener elecciones pero por este suceso (la pandemia) se ha suspendido, y que más allá de la bandera ideológica de cada uno tratamos de aportar nuestro granito de arena pensando en el bien común y tratando de salir lo mejor posible de este estado de situación, y que seguramente vendrán los tiempos en los que habrá que redefinir cuál va a ser el rol del Estado y cuáles van a ser las políticas públicas que va a haber que prestarle atención, y en esa línea una buena parte del radicalismo ya se lo está proponiendo con la finalidad de que podamos vivir en una sociedad más desarrollada, con un futuro y presente mejor”.

Finaliza la entrevista mencionando que en su local partidario, el Ateneo Arturo U. Illia ubicado en San Martin 314 Ramos Mejía, están recibiendo donaciones de alimentos, ropas y elementos de primera necesidad que entregan a los barrios de La Matanza con los que vienen trabajando hace 3 años.

Deja una respuesta