El tiempo - Tutiempo.net

Publicación: 6/10/2016

LA PLATA: LA GOBERNADORA ANUNCIÓ QUE NO APLICARÁ EL REVALÚO PERO SUBIRÁ LOS IMPUESTOS PROVINCIALES

La gobernadora María Eugenia Vidal anunció ayer que no aplicará en 2017 el revalúo que actualiza el valor de todas las tierras urbanas y rurales de la provincia de Buenos Aires, que analiza su gabinete. En cambio, el año próximo sí habrá aumentos de entre 30 y 35% en las alícuotas del impuesto inmobiliario urbano y rural, según pudo averiguar LA NACION de fuentes oficiales.También se actualizarán en un porcentaje similar a las tasas de patentes, embarcaciones y el impuesto al juego. Ingresos Brutos se actualiza de manera automática según el nivel de facturación, y por lo tanto seguirá el ritmo de la inflación sin necesidad de correcciones en la próxima ley impositiva provincial. El gobierno de Vidal tomó la decisión de postergar el revalúo tras interpretar que sería inviable para los contribuyentes afrontar sus costos, que en algunos casos podría traducirse en una suba del 1000% del valor fiscal de los inmuebles. Este recálculo no sólo impactaría en un alza del impuesto inmobiliario urbano y rural, sino también en las tasas municipales y en el impuesto a los bienes personales, de alcance nacional. Intendentes, legisladores y entidades ligadas al campo habían pedido frenar el recálculo, dado que advertían que las alzas extraordinarias podrían impactar hasta un 2000% en el impuesto inmobiliario del año próximo. El gobierno provincial aún no terminó de elaborar el proyecto de ley impositiva 2017, que enviará la semana próxima a la Legislatura. Pero ya hay definiciones contundentes: no se instrumentará el revalúo en 2017, pero se subirán las alícuotas del impuesto inmobiliario y rural de manera similar al alza que se aplique en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El gobierno también analiza subir, en menor medida, las alícuotas del resto de los impuestos provinciales: patentes y embarcaciones, sellos y el impuesto al juego. Pese a todos estos aumentos, el gobierno no recaudará la masa de dinero que podría cobrar con la aplicación del revalúo, por lo que en el próximo presupuesto habrá un déficit fiscal mayor al del año en curso.La provincia de Buenos Aires tuvo un déficit fiscal de $ 19.000 millones en 2015. Los recursos tributarios de origen provincial sumaron este año unos $ 150.000 millones. Una suba del orden del 30% permitiría recaudar el año próximo algo menos de 200.000 millones. Un 74% de los recursos propios de la provincia proviene del impuesto a los ingresos brutos. Por este concepto se recaudarán al final de este año cerca de $ 110.000 millones. La recaudación del impuesto inmobiliario total no superará los $ 10.000 millones, según la proyección oficial. La suba de entre el 30 y el 35% prevista para el año próximo no mejorará radicalmente las cuentas provinciales. Y el gobierno volverá a necesitar fuentes de financiación externa, según se adelantó. El pedido para tomar deuda en 2017 podría superar incluso los $ 65.000 millones aprobados para el año en curso.Fte.La Nación

Deja una respuesta