El tiempo - Tutiempo.net

Publicación: 10/07/2010

POLITICA: El ex vicegobernador Eduardo Arnold, se despachó con durísimas declaraciones contra Néstor Kirchner. Dijo que en Santa Cruz “no lo quiere nadie” y agregó que la corrupción “lo hará caminar por los pasillos de tribunales

El clima electoral empieza a calentarse luego del Mundial y los adversarios de Néstor Kirchner en Santa Cruz, perciben cerca la posibilidad de desalojar al oficialismo del poder en la provincia patagónica, en la que hoy aparece como favorito para el 2011 el radical Eduardo Costa. En ese marco el ex vicegobernador de Santa Cruz Eduardo Arnold, quien supo acompañar a Kirchner en la gestión provincial y luego se distanció, afirmó que “a Kirchner en Santa Cruz no lo quiere nadie” y que “antes nunca hablaba de derechos humanos”. Arnold, hoy cerca de Felipe Solá, sostuvo que, al igual que en la provincia patagónica años atrás, “cada cosa que hoy ocurre en este Gobierno (por el nacional) está sospechada de corrupción”.

En declaraciones a radio Rivadavia, Arnold, afirmó que el actual diputado nacional alguna vez deberá “explicar” a sus coterráneos “qué hizo con los mil y pico de millones de pesos que se apropió en Santa Cruz de las regalías mal liquidadas”.

“¿Dónde están? Aparte de la cementera de Pico Truncado que costó 50 millones de dólares y 200 millones que pusieron para ganar las elecciones en el 2007, ¿Dónde está el resto?”, se preguntó el ex funcionario.

En tal sentido, alertó: “Supongo que en alguna caja, en alguna valija debe tener todos los comprobantes de las operaciones financieras que se hicieron con ese dinero que es de todos nosotros, los santacruceños, y que él se lo apropió, por no decir se lo robó”.

“Seguro que esto lo va a hacer caminar por los pasillos de tribunales y, probablemente, tenga que mirar los barrotes del otro lado”, vaticinó.

El ex vicegobernador patagónico recordó que el esposo de la presidenta Cristina Fernández “comenzó a ser fortuna durante la dictadura militar” y señaló que “convengamos que él no está desde 2003, sino desde el año 87 administrando bienes del Estado”.

“Ahora la señora, su socia patrimonial, sigue estando en el mismo lugar”, deslizó.

Arnold evocó la modesta infancia y primera juventud del ex jefe de Estado en su provincia natal.

“Kirchner comenzó siendo un pobre muchacho, hijo de un noble trabajador del correo argentino, que era un hombre muy respetable. Su mamá, una excelente señora que todavía va al supermercado en Santa Cruz”, elogió.

Trascartón, Arnold rememoró que el actual presidente de la UNASUR, una vez recibido de abogado, “empezó a ser fortuna con la dictadura militar que él tanto denosta permanentemente”.

“El nunca habló de derechos humanos en aquel tiempo y tampoco cuando era gobernador de la provincia, salvo cuando juntos, a veces, recordábamos algún amigo en común de los que desaparecieron en aquel tiempo”, expresó.

Al preguntársele cuándo se desencantó del ex gobernador santacruceño, Arnold puntualizó que fue al advertir los “hechos de corrupción” que, según dijo, se empezaron a ver “en el segundo mandato”, sobre todo en los “sobreprecios en la obra pública”.

“La Justicia estaba integrada por amigos íntimos de él y en cada circunstancia en la que se denunciaba al Estado por alguna razón, el que denunciaba iba preso”, disparó. Arnold recordó: “Cuando me empecé a llevar mal con él, me decía: Andá a la justicia y hacé la denuncia, pero ¿cómo iba voy a hacer la denuncia si todos los que hacían denuncias del Estado iban presos ellos?”, insistió.

Deja una respuesta