miércoles 28 de octubre de 2020
El tiempo - Tutiempo.net
RADIO EN VIVO

ECONOMIA: Fuerte suba de la carne y dice que podria subir aún mas

Los empresarios del sector reconocen que los valores minoristas aumentaron hasta un 40% desde diciembre cuando comenzó la escalada. Señalan que el consumo se orienta hacia otras carnes. Los cortes más populares de carne vacuna aumentaron hasta un 40 por ciento. Las subas se producen en una época en que estacionalmente los precios se retraen, ya que luego de las fiestas de fin de año tradicionalmente el consumo se frena y los precios se estancan o tienen poca variación hasta marzo. Pero este año la calma no llegó a los precios y el impulso del consumo actúa impactando en los artículos de mayor demanda masiva.

Durante enero, todos los cortes de carne vacuna aumentaron alrededor de 20 por ciento, y si se suman las subas ocurridas desde diciembre, época en la que se inició esta escalada, alcanzaría al 40 por ciento.

El presidente de la Cámara de Industrias de la Carne y Matarifes, José De Carolis, advirtió que se esperan “aún más aumentos para los próximos días”.

Agregó que “el consumo es muy fuerte y esto hace que ante una hacienda escasa y mientras se va mellando el stock, los precios siguen subiendo”.

Para el vicepresidente de la Asociación de Propietarios de Carnicerías de la Ciudad de Buenos Aires, Alberto Williams, la suba se debe a “la falta de hacienda”, y aseguró que en caso de seguir esta alza, el carnicero tendrá muchas pérdidas por la merma en las ventas, que ya se comenzó a sentir.

Según los comerciantes, ante la suba sistemática que viene sufriendo la carne, hoy en día “la gente compra más pollo o pescado”.

Williams consideró positivo que el Gobierno nacional promueva la cría de cerdo, aunque sostuvo que este tipo de carne “no se puede implantar” en el mercado por ser “cara” y escasa.

El dirigente consideró que el precio de la carne vacuna registró un incremento de un 40 por ciento desde diciembre.

Precisó que el precio “viene subiendo desde antes de Navidad” y resaltó que “comenzó cuando el Mercado de Liniers empezó a no tener entradas normales” de cabezas de ganado.

Explicó que “de 40 mil cabezas por semana, ahora están entrando en el Mercado de Liniers, 6 mil, 3 mil, 2 mil desde diciembre”.

Las carnes blandas promedian entre los 20 y 25 pesos y la molida especial cuesta 19 pesos, mientras que la común sale alrededor de 11 pesos el kilo.

Sin dejar de comprar, la tendencia de los consumidores es volcarse por las carnes de segunda y la molida común “que antes sobraba en las carnicerías y ahora ya no y que están alrededor de los 14 pesos el kilo.

Además, el aumento de la media res repercute a causa de que llega a las carnicerías un 45% más cara que hace un mes.

Deja una respuesta